[Reseña] Una razón para respirar

Reason to Breathe | Rebecca Donovan
Oz Editorial | 440 pp. | 2018 | 18.50€
~~Ficha técnica aquí~~

Sinopsis: Emma Thomas es una estudiante modelo y una atleta prodigiosa, pero también es una chica taciturna y solitaria que esconde un gran secreto. Su vida no es tan perfecta como parece. Mientras los chicos de su edad se divierten, ella cuenta los días que faltan para irse a la universidad y huir de la casa de sus tíos, donde vive un infierno.

Pero lo que Emma no esperaba era encontrar el amor. Un amor tan intenso que pondrá su vida patas arriba. Y, entonces, esconder su secreto ya no será tan fácil.

~Gracias a la editorial por el ejemplar
¡Hola, mininos! ¿Cómo estáis? Hoy os traigo la reseña de un libro que acabo de terminar ahora mismo. No puedo decir que me haya disgustado, y es que creo que esta historia tiene algunas cosas buenas, pero debo reconocer que Una razón para respirar tampoco me ha encantado. Se trata de la primera parte de la serie Breathing, una novela que cuenta con un componente bastante duro, ya que a la protagonista la maltrata físicamente su tía.

Este libro nos cuenta la historia de Emma, una muchacha que en cierto modo rompe con el absurdo cliché de empollona. Porque sí, Emma saca muy buenas notas, pero también es una excelente deportista. Es invisible, eso sí, pero en este caso no es porque el resto de los estudiantes no reparen en ella, sino porque Emma no quiere involucrarse con nadie. Ella misma se aísla y se mantiene ocupada jugando en el equipo, estudiando en la biblioteca o trabajando para el periódico. Todo ello, obviamente, con la finalidad de evitar lo máximo posible a su tía Carol. Sólo tiene una amiga, Sara, y es mejor que sea así o de lo contrario su secreto podría salir a la luz. De repente, Evan, el nuevo estudiante del instituto, ajeno a la norma no escrita de ignorar a Emma Thomas, empieza a sentir curiosidad por ella. Si Evan se acerca demasiado, Emma sabe que podría descubrir la verdad, de modo que ella reforzará todas sus barreras para que no consiga abrirse paso hasta su corazón.

Los personajes, en general, me han gustado y me han parecido creíbles. Emma evoluciona bastante, sobre todo a partir de la segunda mitad de la novela, y veremos cómo empieza a plantarle cara a su horrible tía. Al leer esta novela, supe que tendría que hacerme la siguiente pregunta: ¿estoy de acuerdo con que Emma no quiera denunciar a su tía? Y si os soy sincera, sigo sin saber qué responder. Por un lado, entiendo que Emma no quiera perjudicar a sus dos primos pequeños (su familia se separaría por completo) y, aparentemente, Carol sólo es un monstruo sádico con Emma. ¿Significa eso que, dado el caso, Carol no haría daño a sus propios hijos? Cuestionable, muy cuestionable. Por otro lado, siento pena por Emma. Se deja pisotear, ningunear, insultar y demás barbaridades sin oponer resistencia. ¿Cómo puede ser tan poco consciente de que nadie, NADIE, tiene derecho a tratarla de ese modo? Y, mucho más importante, ¿cómo puede esperar que su mejor amiga se quede callada cuando ve lo que le hacen? Me ponía furiosa al darme cuenta de que Emma no iba a reaccionar, pero al mismo tiempo me recordaba que yo no he estado en su situación y, por tanto, tampoco sé qué haría en su lugar. Evan me ha gustado, no es el típico chico malote; de hecho, es bastante tierno y comprensivo la mayoría de veces. Sara, por su lado, es espontánea, divertida, le da igual lo que digan los rumores sobre ella porque ella, por encima de todo, sabe que puede hacer con su vida y con su cuerpo lo que le dé la gana. Eso me ha encantado. Lo único que no me ha gustado es que tanto Emma como Evan a veces tienen ataques de celos injustificados. Obviamente, si te llegan rumores de que la persona que te interesaba se ha besado con otra te va a molestar, y puedes decírselo, pero lo que no puedes es recriminárselo si no estáis en una relación.

Reconozco que al principio la novela se me hizo un poco pesada, sobre todo porque no conseguía empatizar del todo con Emma. A medida que se iba abriendo a Evan, pude ver que en realidad Emma sí tenía ganas de luchar, de llevar una vida normal, y es imposible no cogerle cariño. Sufre muchísimo y os aseguro que cuando acabe la novela odiaréis profundamente a su tía y también a su tío. Su rencor hacia Emma parece tan gratuito que hasta parece surrealista. No os voy a mentir, la novela se centra en el romance que surge entre Evan y Emma, de ahí que la trama sobre los malos tratos sea más bien una excusa para añadirle drama al argumento. ¿Me parece mal? Pues no. Está dando visibilidad a un tema de actualidad y a una realidad que a pesar de ser dolorosa existe; ahora bien, todo depende de cómo decida Donovan enfocar el desenlace de esta historia. Espero que lo aborde con todo el respeto y la seriedad que se merece una situación así. Por el momento, el final de Una razón para respirar te deja con ganas de saber qué le ocurrirá a los personajes en la siguiente entrega de esta serie.

¿Os ha llamado la atención? ¿Qué pensáis sobre el mini debate que expongo en la reseña?


Lilly.

Libros que quiero leer en 2018


¡Hola, mininos! ¿Cómo estáis? Nunca había hecho una entrada de este tipo, pero este año he decidido ser un poco más ordenada y realista en cuanto a mi reto de lecturas. Siempre tengo la lista de pendientes en la boca, y si os soy sincera pasan los días, las semanas y los meses y esa lista no baja; al contrario, aumenta. Por esa razón, me he hecho una lista (considerablemente más pequeña) con las lecturas que más me apetece leer este año y que tengo pendientes desde hace un tiempo. De este modo, espero no agobiarme mucho y, al mismo tiempo, dar prioridad a libros que realmente me llamen la atención ahora mismo. En esta entrada os enseño las novelas que más ganas tengo de leer, aunque os aviso de que también me he propuesto leer más clásicos. Aquí no he puesto ninguno porque todavía no he hecho mi selección. Después de hacer la entrada, me he dado cuenta de que la mayoría son novelas de fantasía. No se nota que es de mis géneros favoritos de la vida, ¿no? Sin más dilación, ¡empezamos!

La trilogía Dreaming Spires de Victoria Álvarez


No he leído nada de la autora; sin embargo, las buenas críticas le preceden. He visto sus libros recomendados en infinidad de blogs y canales de Youtube, por lo que hace tiempo ya que me pica la curiosidad. En realidad, no sé si esta trilogía encaja en lo que suelo leer (más que nada porque no sé si hay mucho romance; al menos, en la sinopsis no se hace alusión a él), pero las portadas me parecen preciosas y tienen un toque muy diferente. Me apasiona la novela del XIX, así que estoy deseando darle una oportunidad a esta trilogía de la que tanto se ha hablado.

La trilogía Los jóvenes de la élite de Marie Lu


¡A esta trilogía le tengo muchísimas ganas! En su momento leí Legend y Prodigy, y no tengo ni idea de por qué no terminé esa trilogía. Tal vez porque aún no había salido el tercero en español. Sea como sea, me encantó el estilo de Marie Lu y estoy deseando hincarle el diente a su última trilogía. Ha enamorado a los fans del género fantástico gracias a sus peculiares personajes, y yo ya estoy más que preparada para adentrarme en sus páginas.

Violet y Finch de Jennifer Niven


De esta autora he leído Aquí empieza todo (reseña aquí) y aunque admito que no me fascinó, sí me gustó la manera en que construyó a los personajes. Además, me encanta sufrir y me han dicho que con esta novela se sufre a rabiar. ¿Será como Bajo la misma estrella (reseña aquí)? ¿Como Prohibido (reseña aquí)? ¿Como Eleanor y Park (reseña aquí)? Pronto lo descubriré. Estoy segura de que será una lectura dura, pero de esas que tardas un tiempo en olvidar.

Saga La caída de los reinos de Morgan Rhodes


No he leído nada de Morgan Rhodes, pero no me hace falta para saber que esta saga tiene que ser mía. Todo el mundo la recomienda y, a juzgar por sus bellísimas portadas, tiene pinta de ser una historia rebosante de magia. Por cierto, que la mencione no significa que pretenda leerme la saga completa este año. Mi intención es, al menos, comenzarla. No obstante, si me gusta mucho es probable que el ansia me pueda y me lea varios libros del tirón. Que ya nos conocemos.

Saga Trono de cristal de Sarah J. Maas


Lo sé, lo sé. Debería haber leído esta saga hace mucho, pero... no he tenido tiempo. He leído la trilogía de Una corte de rosas y espinas y me encantó (reseña del primer libro aquí), de modo que es muy probable que termine amando esta saga también. Los mundos que construye esta autora son maravillosos, únicos y complejos, y me muero de ganas de descubrir qué nuevo mundo se ha inventado Maas. Además, su protagonista parece ser todo un diamante en bruto.

¿Habéis leído alguno de los títulos que menciono? ¿Qué lecturas me recomendáis sí o sí para este 2018?

Lilly.

POSTS POPULARES